lunes, 5 de junio de 2017

Retox, yoga para la vida moderna



Mi bibliobús tenía esta joya escondida y yo la encontré. No había oído hablar de este libro, pero me lo llevé a casa sin dudar. Al principio no conecté mucho con él: se me desencuadernó una parte a pesar de que parecía que nadie más lo había leído antes, todo iba en blanco y negro, incluso las fotos de alimentos, no entendía muy bien cómo se estructuraba la información y por qué había recetas cada poco. Sólo tuve que darle un poco de atención y mi amiga Lauren me regaló toda su sabiduría. Digo mi amiga porque sin conocerla, me ha caído tannnn bien, que estoy deseando que vuelva algún día a Madrid para poder hacer yoga con ella.



Retox, el método creado por Lauren y que divulga desde su estudio I.AM.YOU en Nueva York, está compuesto por yoga, alimentación y actitud. Se trata de una manera holística de afrontar la vida real actual. Abandonemos el concepto de que las cosas son perfectas: cuerpos perfectos, vidas perfectas… y pasemos al siguiente nivel. Partiendo de la base de que los problemas y las situaciones que no deseamos forman parte ineludible de nuestra vida, busquemos soluciones reales y no soluciones que sobre el papel son perfectas, pero poco aplicables a nuestras estresadas vidas. 

Yoga se suele asociar a paz, pureza, energía… pero nuestra vida no es así, y a no ser que seas un ermitaño, solemos estar cargados de agendas imposibles y muchos planes por llevar a cabo, en el mejor de los casos. Nuestra alimentación debería ser nutritiva para afrontar todos nuestros quehaceres… pero si vives en una gran ciudad es posible que te alimentes más veces de las deseadas de comida rápida. Nuestra actitud debería ser siempre positiva, proactiva, inteligente… pero con esta falta de tiempo es posible que más de un día acabes presa del desánimo o de la ira. Y deberíamos hacer algo de deporte a diario, pero ¿quién no se incluye entre las personas que pronuncian la frase “no tengo tiempo”?

Pues por ahí van los tiros. No podemos quitar elementos de nuestra vida, tenemos que lidiar con ellos día a día. Por lo que Lauren, chica inteligente, nos propone que busquemos opciones a través de la construcción y el amor a nosotros mismos: nos da claves en forma de yoga, alimentos y actitud para incluirlos en nuestra vida, huyendo de las restricciones y los prohibidos habituales en las tendencias detox y que no hacen más que agobiarnos más todavía. 

A lo largo del libro, interesante por sí mismo, Lauren además va desgranando su historia: mujer muy activa, fuertes raíces familiares, estudiante, entusiasta, trabajadora infatigable… historia salpicada por problemas que cualquiera podemos tener: estrés, autoexigencia excesiva… a los que Lauren supo sacar el partido y buscar una solución constructiva. He visto alguna entrevista suya, y la verdad es que es una persona que contagia su entusiasmo.

Tras una introducción general a su visión y plantamiento Retox, cada capítulo se dedica a buscar la solución a dichos problemas habituales: estrés, dolores de espalda, adicción a la tecnología, síndrome premenstrual y tripa hinchada, insomnio… y así hasta 27 situaciones que muchas veces padecemos.

Comparto con el libro la sensación de que si en general cuidas tu cuerpo y tu mente, no pasa nada si otros días te das a la fiesta loca. ¿Qué sería perfecto cuidar de nuestras células a diario y meditar a diario? Por supuesto… pero como hemos dicho, nuestras vidas no son perfectas, ni lo son los tiempos que nos ha tocado vivir. Y la vida es demasiado corta como para basarla en cosas que no hacer en lugar de cosas que sí queremos hacer. 

Por lo que yo me apunto al Retox y como propone Lauren me preguntaré a diario si he tenido mi dosis de retox diario: ¿has sudado? ¿has nutrido tu cuerpo y has compartido este momento con alguien querido? ¿ha disfrutado? Pues entonces, será el momento de agradecer a la vida por brindarnos la oportunidad de hacer estas cosas un día más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...